Review Awkward 2×03: Three’s a Crowd


Dear lectores,

Paso de hacer un resumen de cada capítulo. Me dedicaré a comentar aquellos momentos con los que me quedo y que hacen que siga viendo esta serie. Más que nada porque cada día me aburre más. Se esta volviendo igual de sosainas que Jake.

Admito que este último capítulo me “semiconquistó” (porque en sí no pasa nada interesante) ya desde el inicio. Ver ese vestuario taaaaaaan cutre con el que actúan Tamara y su grupito… Aix… Solo me venían imágenes de Britney Spears y ese traje de “cuero” rojo… Ese tipo de traje que te lo pones y te sientes una txistorra el día de Santo Tomás. Pero bueno, el sumun fue cuando mi muy amada/odiada Tamara protagoniza el momentazo cameltoe.

No sé qué le has dado a los guionistas con la pequeña peliroja en este episodio, la he visto muy prota, ¿o no? Todos hemos soñado con escribir cifras en un papel y pasárselas a otro en plan: mmm esta es mi última oferta. Que, por supuesto, nunca, repito, nunca, pasaría de los 30 euros. Puta vida… El dinero no da la felicidad, dicen…

En fin, a otra cosa mariposa. Visto que al principio ya he comentado la sosez de Jake ¬¬, es que de verdad, que pesadilla de chaval. No sé que hace Jenna con él, si Matty es mil veces más, no sé qué más, pero algo más seguro. Estoy esperando a que lo dejen, o por lo menos a que se monten un menage a troi (que tras el toquecillo del culo y el semi-nude de Matty estoy segura de que Jenna no piensa en otra cosa).


Por cierto, el otro día un gran fan de nuestro blog me decía que ya tenía ganas de disfrutar de un “you’re welcome” de Sadie. Pues ya hemos podido hacerlo. Cualquier día se le disloca el cuello a esta mujer de tanto moverlo.  Os dejo algunos U R welcomes:

XOXO

Maialen

Anuncios
Comments
2 Responses to “Review Awkward 2×03: Three’s a Crowd”
  1. Ionbi dice:

    ¡Grande Sadie, grande! En todos los sentidos.
    Por otra parte, estoy de Tamara y de Ricky hasta el pene.

    ¿Y Ming?¿Hola?

    • Maialen Escribano Garamendi dice:

      Ya lo dije en el post anterior, que Ming me ultramegaenamoró. No sé qué leñes andan, ahora sí, ahora no. Si fuese tan fácil exigir una hoja de reclamación como en la liburutegi de Okendo ya me hubiese quejado.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: