Front row para la primera temporada de Smash


La serie que iba a salvar a NBC es un musical, y no ha salvado a la cadena, aunque ha ido bien teniendo en cuenta los estándares de audiencia media que está sufriendo durante las últimas temporadas. Y si bien ha ido bajando de su primer dato en el estreno después de ‘The Voice’, hemos podido disfrutar de una buena serie, vale que ha tenido algunos fallos, pero el conjunto ha sido satisfactorio y yo espero con ganas la segunda temporada (para midseason, a principios de 2013).

Smash centra la historia en el proceso de crear un musical de Broadway, comenzando por el momento en el que surge la idea a la pareja SuperGuayAdorableQueMeEncantanYTodosDeberíamosTenerUnaRelaciónDeAmistadAsíConAlguien            formada por Tom (Christian Borle) y Julia (Debra Messing) para hacer un musical sobre Marilyn Monroe, pasando por la fase de casting del personaje principal, la preparación del libreto y los números musicales, la búsqueda de inversores, y acabando la temporada con el preestreno de la obra fuera de Broadway (en Boston, para ser más exactos) para ver qué funciona y qué hay que cambiar.

Aviso, comento la temporada en general, por lo que habrá algún que otro spoiler si no la habéis visto, pero procuro que no pase más allá de mitad de temporada, o sea, que no sabréis quién acaba interpretando a Marilyn leyendo este post, para ello ved la serie, que vale la pena.

Evidentemente, como se trata de una serie de televisión y hay que entretener a la audiencia, se han creado situaciones que pongan a los personajes en tensión, como que el asistente de Tom, el odioso Ellis, provocara que la primera canción compuesta se filtrara en la red y acelerara el proceso de buscar productora, Anjelica Huston como Eileen, y director, el sexy Jack Davenport como Derek, y trabajar a la vez en el libreto y la escenificación (normalmente el libreto está bastante avanzado cuando se empieza a preparar la producción on stage).

Todos los personajes mencionados (excepto Ellis) son geniales (aunque tienen momentos en los que les estrangularías), pero las verdaderas protagonistas de la serie son Karen (Katharine McPhee, que quedó segunda en ‘American Idol’ en 2002, e interpreta a la hijastra de Pierce en ‘Community’), e Ivy (Megan Hilty, con una gran trayectoria en Broadway), las dos candidatas al papel de Marilyn. Ivy lleva mucho tiempo en Broadway, como parte del coro en varias producciones, y desea conseguir un papel protagonista. Karen es una recién llegada, con casi nada de experiencia en el teatro, pero con un gran potencial. La serie no tarda en intentar posicionar al público en favor de Karen, haciendo que Ivy sea una absoluta BITCH, pero la verdad es que Ivy parece a priori la más indicada para interpretar a Marilyn, por parecido y paralelismo en su vida. Sin embargo, y sé que con lo que voy a decir iré en contra de lo que piensa la mayoría de gente, en mi opinión Karen merece más el papel, no por ser una niña buena (que a menudo la han pintado completamente PavaQueNoTeEnteras), sino porque le sale de forma más natural, a Ivy se le nota demasiado el esfuerzo, no sé si me explico, pero básicamente Ivy queda como muy needy. Y que sea una zorra no le hace favores, la verdad. De todas formas, hay que decir que se disfrutan mucho los momentos en los que las dos chicas se llevan relativamente bien (que los hay).

Karen e Ivy caracterizadas como Marilyn

La trama relacionada con la producción de la obra, con cambios de casting incluido (¡hola, guest star Uma Thurman!) es lo mejor de la serie, y en ello se nota que la showrunner era Theresa Rebeck (con experiencia en Broadway). Pero ello significa que las historias personales de los personajes dejan que desear, y MUCHO. Para empezar, el novio de Karen, Dev, insufrible. El marido de Julia, Frank, insípido, el hijo de éstos, Leo, el típico teen que odias en las series de televisión como el hijo de ‘Terra Nova’ o el de ‘V’. El amante de Julia es también puaj, me cae mal y es un egoísta. Luego está uno de los chicos del coro del musical, amigo de Ivy, y personaje que me parece genial, pero que se pasan media temporada con la broma de “es un gay al que le gusta el deporte, ¡qué fuerte!”, no hay para tanto la verdad. Y bueno, Ellis, que sabes que es el malo desde el principio, pero es que llega un momento que deseas que le pase algún accidente y se muera, en serio, me meten un Deus Ex-Machina que acabe con él así de forma espontánea e inesperada y le doy un beso la pantalla, eh.

Y bueno, que con estos personajes mierdas y algunas tramas que les envuelven que dejan que desear la serie ha tenido sus altibajos, pero siempre se ha salvado por la vertiente musical, sobre todo las canciones originales que forman parte del musical, son realmente fantásticas (compuestas por Chris Bacon, Marc Shaiman y Scott Wittman) y cuando escucho la banda sonora (evidentemente, la estoy escuchando ahora) me emociono recordando la serie y el montaje de los números. Mis más favoritas son ‘Let Me Be Your Star’, que acompaña los castings en el primer capítulo, cantada por Karen e Ivy, y ‘Don’t Forget Me’ que componen para el final de la obra y que no diré quién canta porque es un spoilerazo (si no os importan los spoilers buscad la canción en Youtube y veréis que bonita, aunque parte de la emoción viene por el desarrollo de la serie a parte de la letra de la canción).

Muchos críticos terminaron por ver la serie para reírse de esas tramas absurdas que iban apareciendo, y tengo que admitir que hay una broma que me encanta, relativa a una excusa para una pregunta muy importante (spoiler, en blanco, subrayad el texto para verlo, gracias por la idea, Ima): Dev le pide a Karen que se case con él, Karen contesta que no puede porque “I’m in Tech”, que sería que está en el momento en el que preparan la escenografía final para el show, con iluminación, vestuario, etc, etc. Es una respuesta cutrísima, pero que resulta hilarante y que TENGO QUE USAR COMO EXCUSA. Por cierto, en el último capítulo de Girls, Adam también está en Tech con su obra, aunque se trata de algo mucho más low-rated, pero me moló saber de qué hablaba antes que Hannah.

Para terminar, algunos apuntes para la próxima temporada, cambio de showrunner, viene Josh Safran, que estuvo trabajando en ‘Gossip Girl’. Se trata de algo agridulce, porque espero que la parte de preparación del musical no se resienta por la partida de Rebeck, pero a la vez también tengo esperanza que con ello las tramas personales sean mejores, de momento apunta a que así será viendo algunos cambios en el cast, que pongo ahora en blanco para los que no queráis spoilers allá va: van a dejar de salir Ellis, Dev, Frank y Michael Swift, el amante de Julia, todo buenas decisiones, la verdad, porque como ya he dicho eran los peores personajes, lástima que no hayan hecho lo mismo con el hijo teenager, supongo que no se puede tener todo

En fin, que Smash vale la pena, todavía tenéis tiempo hasta que se estrene la segunda temporada, pero os recomiendo verla ya, la música de la serie no merece que estéis tanto tiempo sin escucharla.

Anuncios
Comments
2 Responses to “Front row para la primera temporada de Smash”
  1. Puzzle dice:

    De lo mejorcito estrenado este 2012. Ellis es un trepa pero en ese mundillo es lo que hay. Debra (Grace) es muy grande. Las canciones me encantan. Yo a los que no soporto son a los otros dos amigos de Ivy.

    • Ariadna Oller Mitjanas dice:

      Hay uno que me cae mal, pero no recuerdo su nombre, es el que queda con Karen en el bar en el capítulo de ‘Touch Me’

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

  • @Leodyn

    Error: Twitter no responde. Por favor, espera unos minutos y actualiza esta página.

A %d blogueros les gusta esto: